viernes, agosto 13, 2010

México: Avance insuficiente de las conquistas del movimiento feminista ...

Por Guadalupe Cruz Jaimes
(CIMAC).- Hace 18 años, las feministas mexicanas acordaron, durante el último Encuentro Nacional Feminista, trabajar para que las cuotas de género estuvieran en las listas electorales y para erradicar la violencia en contra de las mujeres, y a la fecha, el avance es insuficiente, debido a la falta de voluntad de quienes operan las políticas en el país.

Durante el Séptimo Encuentro Nacional Feminista, que se realizó en Acapulco, Guerrero, del 1 al 4 de octubre de 1992, las mujeres congregadas señalaron que era preciso exigir acciones positivas como la implementación de las cuotas de género, “las mujeres deben ocupar 35 por ciento de las listas electorales”, señala la minuta de las reuniones de discusión respecto a las políticas públicas.

Desde 2002, el artículo 175 del Código Federal de Instituciones y Procedimientos Electorales, se reformó a fin de establecer que las listas de representación proporcional no podían rebasar el 60 por ciento de personas de un mismo sexo, por lo que las mujeres deben alcanzar al menos 40 por ciento.

“Las cuotas son una conquista del movimiento feminista, que como vemos, no se cumplen como deberían, porque quienes operan las políticas, las leyes no tienen voluntad para hacerlo”, señaló Lourdes García, integrante del Grupo Promotor del Encuentro Feminista Nacional 2010 (ENF10).



Muestra de ello, es que las mujeres sólo ocupan 24.8 por ciento de las curules del Congreso de la Unión. En los congresos locales, el porcentaje de políticas disminuye a 21.5. Mientras que las sindicas y regidoras representan de 6 a 15 por ciento de quienes están en estos cargos.

En 1992, las feministas mexicanas también acordaron ampliar el concepto de la violencia en contra de las mujeres en el marco de derechos humanos, además señalaron que era “imperativo” analizar las acciones del gobierno respecto al combate de la violencia contra las mujeres.

También acordaron la incorporación de grupos feministas en el trabajo sobre los derechos humanos ligándolos al trabajo contra la violencia hacia las mujeres.

De igual modo, se plantearon construir y concretar acciones positivas en escuelas y centros de trabajo “que rompan con la discriminación”.

En este sentido, la Ley General de Igualdad entre Mujeres y Hombres, aprobada en 2007, es resultado del trabajo de las feministas mexicanas.

“En estos 18 años, muchas de nosotras trabajamos en dependencias de gobierno, secretarías de la mujer, seguimos impulsando el cambio desde las organizaciones civiles”, mencionó la integrante del Grupo Promotor del próximo Encuentro Nacional Feminista, que se efectuará del 27 al 29 de agosto de este año, en Zacatecas, México.

PRECEDENTES

En el Séptimo Encuentro Nacional Feminista participaron 450 mujeres provenientes de todo el país, quienes en talleres y mesas de diálogo, discutieron en torno a la democracia, la utopía y el cuerpo, el quehacer político del movimiento feminista, poder y derechos humanos.

Cuatro años atrás, se llevó a cabo el Sexto Encuentro Nacional Feminista, en la Universidad de Chapingo, al que asistieron feministas de Sinaloa, Jalisco, San Luis Potosí, Chihuahua, Sonora y Guerrero.

La temática se dividió en dos: derechos sexuales y reproductivos, y democracia y política feminista.

Por las mañanas, el debate giraba en torno a la maternidad libre y voluntaria, violencia, preferencia sexual y sexualidad. Además de que se discutían las formas de organización y de construcción del movimiento.

Por las tardes, se realizaban talleres acerca de estos temas, a los que se añadió el feminismo y el conocimiento en el sindicalismo, de este último surgió la propuesta de que existieran secretarías de la mujer en los sindicatos. Este tipo de carteras se logró instaurar en el Sindicato de Trabajadores de la Universidad Autónoma de Chapingo y también en el de Telefonistas de la República Mexicana.

No hay comentarios:

Género con Clase Impreso