miércoles, enero 07, 2015

2015: año de la paridad de género y el empoderamiento juvenil

Luis R Delgado J

El Presidente Nicolás Maduro Moros viene insistiendo desde mediados de 2014, que la mitad de las candidaturas del PSUV a la Asamblea Nacional serán mujeres y por otro lado, del total de las candidaturas, un 50% serán jóvenes menores de 30 años. Sin duda se trata de una medida afirmativa extraordinaria para potenciar la paridad de género y el empoderamiento juvenil.

Estos anuncios han llenado de satisfacción tanto al movimiento de mujeres feministas como al movimiento juvenil venezolano, ya que se trata de una decisión que profundiza la democracia sustantiva en nuestro país. Por un lado, el movimiento de mujeres y feminista viene planteando en las últimas décadas, la necesidad de avanzar en materia de paridad política en cada uno de los cargos de elección popular, en este sentido, son significativos los avances en diversos países de la región. Por el otro, los movimientos juveniles además de luchar por sus derechos sectoriales, históricamente han exigido que sean reconocidos como actores políticos con plenas capacidades.

Por esta razón, los anuncios reiterados por el Presidente Maduro en relación a las candidaturas socialistas a la Asamblea Nacional, marcan un hito importante en la historia política venezolana, por primera vez, se reconocen con suma contundencia, los derechos a la participación política de las mujeres y los jóvenes en las más altas instancias de debate.

Esto no es casual, el Presidente Maduro ha contado en su gestión con la más alta participación de jóvenes en su gabinete, en ministerios y vice-ministerios, donde destacan figuras como Héctor Rodríguez y Andreína Tarazón, la persona más joven en la historia republicana que ha asumido una responsabilidad ministerial. De igual forma, en materia de participación de las mujeres, el compañero presidente ha tenido la audacia de nombrar las primeras ministras que en materia de Defensa, Interior, Justicia y Exterior, ha tenido Venezuela a lo largo de su historia.

Lo anterior muestra el talante democrático y revolucionario del Presidente Obrero, Nicolás Maduro Moros, quien profundizando el legado del Comandante Hugo Chávez Frías, viene dando cada vez más contenido a la democracia participativa y protagónica consagrada en la Constitución Bolivariana.

Finalmente, consideramos que todas las candidaturas socialistas deben ser portadoras de mucha eficacia política y calidad revolucionaria, las candidatas y candidatos, jóvenes o no, deben estar comprometidos y comprometidas con la Independencia Nacional y con la construcción del Socialismo Bolivariano del Siglo XXI, y tener además conciencia de clase, conciencia feminista, en síntesis, ser plenamente revolucionarios y revolucionarias.

Género con Clase Impreso