martes, agosto 27, 2013

Las trayectorias y las resistencias de las mujeres en la primera jornada de encuentro

Rocío Alorda

MMM-Chile Con 124 delegadas internacionales de 49 países que conforman la Marcha Mundial de las Mujeres junto a 1500 delegadas de diversos Estados de Brasil se dio inicio este lunes 26 de agosto al 9º Encuentro Internacional del movimiento, en el Memorial de América Latina en la ciudad de Sao Paulo, Brasil.

La batucada feminista de las militantes de Brasil abrió la jornada entre cantos, colores y sonidos, recibiendo a las delegaciones de mujeres que participarán en el encuentro hasta el sábado 1 de septiembre.

La mañana de la primera jornada del Encuentro estuvo marcada por la conferencia “La trayectoria del feminismo en América Latina y El Caribe” que visibilizó el rol de las mujeres en la lucha por la democracia en los países latinos y caribeños en los últimos 30 años.

Los procesos del neoliberalismo y las mujeres

Sonia Álvarez, Directora del Centro de Estudios de América Latina y el Caribe de la Universidad de Massachusetts, en los Estados Unidos, hizo un recorrido por las diversas etapas del neoliberalismo en el continente, su desarrollo y las resistencias feministas en cada época.

Así, la experta señaló que en la primera fase del neoliberalismo ocurrida en los años 80`, las mujeres entraron al mercado laboral constituyendo un ejército invisible de trabajo que sostuvo a sus familias durante este periodo marcado por las dictaduras y la militarización en los países de América Latina, en donde las mujeres ejercieron un gran resistencia. Sin embargo, en la segunda etapa descrita por Álvarez donde ya los regímenes autoritarios se derrocan, el movimiento de mujeres se enfrentó a la paradoja de entrar al Estado neoliberal o asumir la oposición política.

Actualmente a criterio de Álvarez- en esta tercera etapa del neoliberalismo- se vive “una reconfiguración del campo político y de los movimientos sociales, con la extensión de los feminismos populares, indígenas, trans, etc, en donde vemos la consolidación de proyectos democráticos y de feminismos que se articulan en estos procesos”.

Las resistencias americanas

Sandra Morán, miembro del Comité Internacional de la MMM representante de las Américas, presentó la situación que viven las mujeres en la Región de Mesoamérica, en un contexto en donde dichos países se mantienen bajo condiciones de militarización y profundamente neoliberales, en donde “el feminismo se desarrolla como una forma de responder a las necesidades de un contexto fuerte y que afecta a la vida de las mujeres”.

La representante de las América en la MMM explicó el proceso de constitución que tuvieron las mujeres feministas en países como Guatemala, El Salvador y Nicaragua en donde se iniciaron dentro del movimiento guerrillero para luego discutir con sus pares las demandas de las mujeres. “Recordamos que en El Salvador cuando se formaron los acuerdos de paz las compañeras feministas sacaron una hoja en blanco en el periódico porque la negociación entre el gobierno y la guerrilla no había puesto nada sobre las mujeres ni su vida, menos aún sobre el tema de la violencia”, señala Sandra.

Hoy en Mesoamérica se ha fortalecido el neoliberalismo y continúan vigentes las estrategias militaristas-, explica Morán-, pero en todos los países de la Región las feministas son parte de las grandes movilizaciones de resistencia de las comunidades, donde las mujeres con su cuerpo están resistiendo frente a los gobiernos y las transnacionales.

Por su parte, Nalu Faria, integra la coordinación de Brasil de la MMM- explicó los de aprendizajes que han tenido en Brasil en la construcción del movimiento feminista, donde la lucha de las mujeres se ha reconocido como una lucha importante y de la cual no se puede prescindir, a pesar de que durante muchos años las relaciones con el Estado y la institucionalidad –por ejemplo- mantuvo al margen al movimiento feminista. Tal como explica Nalú, durante años el movimiento feminista buscó pensar en su identidad de manera cerrada y en eso la MMM generó un nuevo momento dentro del feminismo internacional, con el desarrollo de un movimiento diverso e integral en donde participan mujeres campesinas, sindicalistas, jóvenes, etc.

“La Marcha tiene una experiencia importante en América Latina porque nos hemos articulado en resistencia al modelo neoliberal, por ejemplo, a partir de la campaña contra el Alca” –señala Nalú- lo que permite que en todos esos debates el feminismo ha estado presente.

Tal como explica la representante de la MMM Brasil, el contexto actual de crisis mundial del capitalismo exige el desarrollo de estrategias de resistencia y de organización. Así, la MMM ha desarrollado procesos importantes en este plano, como la auto-organización y la alianza con movimientos sociales. “Necesitamos desarrollar este tipo de estrategias, porque queremos ser muy grande y realmente queremos cambiar el mundo y transformar la vida de las mujeres”, concluye Nalú.

No hay comentarios:

Género con Clase Impreso