martes, agosto 31, 2010

Tania en el Ñancahuazu Guerrillero

Revista Mujeres.- Su nombre es un ejemplo para las mujeres del mundo entero. Tamara Bunke Bider, una de las más altas figuras del internacionalismo femenino en América reafirmó su vocación revolucionaria en Cuba, donde vivió entre los años 1961 y 1964. Durante su estadía cubana, la joven dedicó mucho de su entusiasmo y capacidad creadora al trabajo con la Federación de Mujeres Cubanas.

Forjada en la lucha desde muy joven, Tamara supo ser consecuente con sus ideales. Los que la conocieron íntimamente dicen que la argentina-cubano-alemana hizo cuánto pudo para llegar a ser una guerrillera. Su reencuentro con el Che (lo conocía de cuando le sirviera de intérprete en 1960, durante un viaje suyo a Leipzig) definió su futuro: Integrar la guerrilla boliviana. Su misión era muy específica: servir de enlace y de apoyo a los combatientes.

Detrás de la sonrisa franca y los ojos claros de la joven porteña Tamara Bunke Bider, le latía la tristeza por un mundo de desposeídos, alimentando en lo íntimo la inquietud que se reflejaba en su constante “me queda mucho por hacer”.



Luego, cuando recorría Europa con el nombre de Laura Gutiérrez o María Iriarte, o ya en La Paz, Bolivia, aparentaba hacer investigaciones folclóricas, cuando en realidad servia de enlace a la guerrilla del Che y cumplía una tras otra los trabajos encomendados, Tamara reafirmaba su condición de internacionalista

En abril de 1967, en Bella Vista, paraje del sudeste boliviano, los combatientes guerrilleros se separaron en dos grupos. La vanguardia y el centro, encabezada por el Comandante Ernesto Che Guevara, iniciaron la marcha rumbo a Mayupampa; la retaguardia, con 13 guerrilleros, entre ellos cinco combatientes del centro, permanecería en la zona, bajo el mando del comandante Joaquín (Vitalio Acuña).Tania fue incorporada a esa columna.

Acontecimientos posteriores impidieron que se restableciera el contacto entre ambos contingentes. La delación de un traidor, Honorato Rojas, posteriormente ajusticiado, arrojo al grupo a la emboscada de Vado del yeso, donde fue aniquilado el 31 de agosto de 1967. Allí, la Tania universal se hizo flor en el Ñancahuazu guerrillero.

No hay comentarios:

Género con Clase Impreso